miércoles, 3 de agosto de 2011

Días de verano y calor...

Del lunes para acá sí que he sentido calor, más del que desearía porque me cuesta mucho trabajo adaptarme, me resulta más fácil el frío, pero estoy consciente de que estos calores de verano duran menos de lo que parece, y por tanto hay que poner buena cara y disfrutar como se pueda.

A lo mejor la visita a una playa pueda cambiarme el panorama, pero por ahora pienso en otros lugares frescos y verdes donde me podría quedar un tiempo, suspendida en esos aires con aroma a leña y a verdor, a tierra, que son tan parecidos al lugar donde nací y por tanto me son tan familiares y recurrentes en la memoria y las sensaciones...

No hay comentarios: