jueves, 26 de marzo de 2015

Misterioso camino en el campo

La luz es tan ambigua que no sé si está amaneciendo o atardece mientras camino por un ancho camino de hierba en medio del campo. Adivino un arroyo a mi izquierda, algo lejos porque no puedo escuchar su rumor.
No sé hacia dónde voy pero mi paso es constante y bien determinado. Todo está muy tranquilo pero algo me hace voltear hacia atrás y me sobresalta ver a la distancia la figura de un hombre vestido de blanco. Parece moreno y delgado pero me asusto y sé que debo apresurarme porque el paraje está solo.
Como en todos los sueños, mis pies se vuelven muy pesados y lentos, no puedo avanzar mientras el hombre se acerca y el corazón se me acelera al despertar.

No hay comentarios: