miércoles, 8 de abril de 2015

Cabeza llena de pájaros

Es una imagen muy bonita para indicar cuántas cosas tenemos en la cabeza, revoloteando, batiendo sus alas, soplándonos un aire tibio o denso.
Así está mi cabeza, llena de cosas que con el tiempo van creciendo y mi cerebro o mi memoria e imaginación crecen y no encuentro límites y me emociona.
Como me emocionó ver la pequeña luna de cebolla florecida entre el modesto verdor de mi jardín que no es sino una serie de unas cuantas de macetas. La belleza infinita puede caber en la punta de un alfiler, no cabe duda.
Días de estudiar y aprender, de mudar cosas adentro y fuera de mí para seguir creando espacios donde colocar cosas diferentes, o sacar las que ya no se usan, o poner juguetes nuevos...
Vivir, vivir al ritmo de esta primavera titubeante de los últimos días plenos de viento...