martes, 3 de abril de 2012

Encuentro con las delicias

Venir a la capital del país significa muchas cosas: encontrarme con las amigas, las lecturas, las hermanas, los parques arbolados pintados de jacarandas... ¡y la comida!. Tenía años, no sé cuántos, de no haber vuelto a probar estas exóticas delicias que llamamos "granadas chinas". Una señora las vendía en la esquina de Revolución y Calle 2, a diez pesos el manojito... Volver a percibir el aroma, y sentir desparramarse su jugoso y perfumado sabor dulce en mi boca, es inenarrable...

No hay comentarios: